0

Cómo eliminar un pensamiento negativo

Hace muchos años cuando era un niño, me encantaban los animales.

Disfrutaba mucho ver el programa de Steve Irwin y cómo era su relación con los cocodrilos.

Otra de mis inspiraciones para que me gusten los animales eran los programas de Discovery Channel.

Mirar esos maravillosos documentales de cómo cazan las lechuzas en la noche, cuál es el comportamiento de las hormigas en el hormiguero y cuáles eran los peces más extraños en el fondo del mar.

Así que desde muy chico comencé a adoptar mis propias mascotas, tuve tortugas, hamsters, conejos, hormigas y perros.

Podría decir que en esa época tuve la mayor realización (hasta ese momento) de mi vida: estudiar para ser veterinario y dedicar mi energía y tiempo en actividades del mundo fáunico.

Obviamente no pude esperar para contarles a todos aquella emoción contenida de haber encontrado mi pasión.

Pero, qué sucedió después.

Definitivamente no era lo que esperaba.

Poco a poco, persona tras persona a la que le decía mi gran sueño de vida respondía a una pregunta no formulada:

  •  ¿Veterinario? Por dios, nadie vive de eso.
  •  Un conocido acaba de cerrar su negocio de eso.
  •  Que horror, siempre vas a oler a perro.
  •  Por qué no mejor estudias ingeniera electrónica, es la carrera del futuro.

¿Qué crees que podía pensar después de semejantes comentarios?

¿Será que alimentaron mi sueño?

Por supuesto que no.

Después de recibir comentarios tan negativos y pesimistas, comencé a pensar que tenían razón y me replanteé si de verdad quería oler a perro y morir de hambre al tener una clínica veterinaria.

Entonces, tristemente se fue apagando ese gusto por los animales hasta que desapareció en mí, rastro alguno de aquel sueño que “tontamente” imaginé podría lograr.

Lo más particular del caso es que aquellas palabras no parecen o suenan como comentarios negativos, incluso algunos podrían pensar que fueron “realistas” y que esas personas solo me querían ayudar.

Y es que precisamente esa es una característica de los comentarios negativos, que se disfrazan de realismo y la gente piensa que ser realista no es malo.

Dicen que ser realista es bueno porque es tener los pies en la tierra. Es aceptar que estamos en un mundo con problemas.

La gente realista es la que nos dice que el sueño que tenemos está equivocado, que podemos alcanzar algo más o mejor y que nuestra meta es demasiado grande para nosotros.

Pero ese pensamiento realista es en verdad un pensamiento negativo que no nos deja desarrollar el potencial que está dentro de nosotros para alcanzar lo que queremos.

El pensamiento negativo hace que dirijamos nuestra atención hacia los problemas, en lugar de las posibilidades.

Un pensamiento negativo es el que nos dice que no tenemos talento y nos hace creer que no tenemos las herramientas suficientes para lograr las metas que queremos.

Cada pensamiento negativo que llegue a nosotros, es el que nos dice:

  • ¡Que tú vas a hacer qué!
  • Tú estás loco, cómo que quieres abrir un negocio, desde cuándo sabes algo de negocios.
  • Acuérdate de fulanito que quiso hacer lo mismo que tú quieres y el ridículo en el que terminó.

¿Puedes ahora ver lo que hace un pensamiento negativo?

Te roba la oportunidad de que descubras la grandeza que está dentro de ti.

Por eso dicen que uno no se puede dar el lujo de tener un pensamiento negativo.

Porque una vez que permitimos que entre a nuestra mente, nos siembra la duda, nos confunde y nos inyecta inseguridades.

De tal manera que cuando experimentamos un “fracaso”, en lugar de tomarlo como lo que es, un aprendizaje, un trampolín que nos impulsaría al éxito, viene ese pensamiento negativo y nos dice:

  • “ves, yo te lo advertí”
  • “yo te dije que tú no servías para eso”

Y por eso no puedes darte el lujo de tener un pensamiento negativo.

Menos que otras personas depositen en tu mente un pensamiento negativo.

Si detectas a gente que en lugar de aportar a tu vida y que cuando te juntas con ellos sientes que te roban la energía y que siembran la duda para el logro de tus sueños y a tus metas y son negativas y solo están cizañando y  drenando su negatividad en tu mente.

Aléjate de ellas, cambia de amistades, cambia de ambiente, cambia al tipo de persona que te rodea.

Recuerda que tu mente es como un jardín y si tú no siembras plantas bonitas, tendrás flores bonitas, pero si la hierba mala se apodera de esa tierra, crecerá cada vez más a menos que tú la elimines de ahí.

Qué es esa hierba mala, son los chismes, las quejas, las noticias, los periódicos.

Las personas negativas son las que prenden la televisión por una hora y bombardean su mente de asesinatos, secuestros y robos.

Si tú lo haces también y de pronto no te explicas por qué tienes una visión tan oscura y sin esperanza del mundo, podría ser esta tu respuesta.

Entonces, libérate de todo eso.

Lee buenos libros, descarga “podcasts”, rodéate de gente que sume a tu vida y escucha cosas positivas que te alienten.

Ahora coméntame abajo cómo vas a combatir hoy contra esos pensamientos negativos.

Share and Enjoy !

0Shares
0

Yo voy a llegar

Emprendiendo, escribiendo y compartiendo. COMUNICADOR COMPETENTE de la organización Toastmaster International.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.